El Banco Central (BCRA) pondrá en circulación el billete de 1.000 pesos con la imagen de un hornero, que será distribuido progresivamente desde mañana a través de la red de sucursales bancarias y cajeros automáticos de todo el país.

El billete de 1.000 pesos, el de mayor denominación en la actualidad y confeccionado bajo estrictas medidas de seguridad, es el cuarto de la nueva familia “Animales autóctonos de Argentina”, lanzados en los dos últimos años por el banco bajo la presidencia de Federico Sturzenegger.

El primero fue el billete de 500 pesos con la imagen de un yaguareté, lanzado en junio de 2016; el segundo el de 200 pesos con una ballena franca austral, en octubre del mismo año y el tercero el de 20 pesos, con la imagen de un guanaco, en octubre pasado.

Todos poseen un diseño vertical en su anverso y buscan resaltar la enorme riqueza y diversidad de nuestro país y concientizar sobre la preservación del medio ambiente.

“Entre las principales medidas de seguridad del nuevo billete, se destacan en el anverso, la marca de agua, que reproduce el retrato del hornero y presenta, centrada en la parte inferior, la denominación “1000”, expresó el comunicado difundido por el Central.

El hilo de seguridad principal cuenta con una banda de color marrón.

Además, posee un hilo de seguridad secundario, una fina banda integrada que puede verse al trasluz.

Asimismo, como motivo de complementación frente-dorso, muestra una huella parcial del ave, ubicada a la izquierda de la marca de agua que se completa por transparencia con el reverso.

En la impresión calcográfica puede verse un retrato de un hornero y el código para personas con discapacidad visual con un relieve perceptible al tacto.

Los motivos impresos en color violeta presentan luminiscencia amarilla a la luz ultravioleta.

En el reverso, se observa la numeración vertical sobre el margen izquierdo en color rojo, con luminosidad roja a la luz ultravioleta y la numeración horizontal, en el ángulo superior derecho en tinta negra, con dígitos de tamaño variable.

Finalmente, el billete de 1.000 pesos, cuyo papel es de algodón de 90 g/m2, mantiene el mismo tamaño de la Línea Peso.