El ajuste que el Fondo Monetario Internacional (FMI) le exige al gobierno de Mauricio Macri obliga a cambiar planes previstos para grandes obras, y una de las que sufre el impacto es la de Portezuelo del Viento, la represa que quiere construir Mendoza con la férrea oposición de La Pampa y que se quedó sin el financiamiento estatal. 
Una nota publicada en el diario www.elcronista.com asegura que, al igual de lo que sucede con la represa Chihuido en Neuquén, Portezuelo del Viento “fue sacada de la columna de gastos” del gobierno macrista debido al ajuste que pide el FMI.

La nota periodística señala que la obra, que “ya está lista para ser licitada”, se quedó sin el financiamiento del Estado nacional y fue pasada a la lista de las que se harán con el modelo de Participación Público Privada (PPP).

El secretario de Recursos Hídricos de La Pampa, Javier Schlegel, se hizo eco de la noticia y en su perfil de Facebook escribió: “Portezuelo se quedó sin financiamiento del Estado Nacional. Habrá que ver ahora cómo se financia a través de la vía Participación Público Privada siendo que la presa es inviable desde el punto de vista económico”.

El Cronista resalta que luego del encuentro que tuvo la semana pasada en la Casa Rosada el ministro de Hacienda de Mendoza, Lisandro Nieri, “el funcionario volvió a su provincia con la promesa que la obra esquivará el recorte. Tanto que declaró a la prensa que, aunque se van a reconsiderar obras, la represa se mantendrá. Pero en la vorágine que se vive en pleno ajuste lo que un día estaba en una columna al día siguiente pasa a la otra. Y eso le pasó a Portezuelo”.

El diario económico agrega que Portezuelo “no pasa el filtro para alcanzar las metas prometidas al Fondo Monetario Internacional y que su titular, Christine Lagarde, lo dejó en claro en su paso por Buenos Aires”.
El conflicto entre La Pampa y Mendoza por Portezuelo llegó a instancias judiciales y nacionales y en enero de este año el presidente Macri laudó a favor de la provincia vecina “y eso había significado luz verde para que la obra que está en carpeta desde 2006, se licite. Pero eso ya desapareció, a pesar que su aliado el gobernador de la provincia y presidente de la UCR, Alfredo Cornejo, había adelantado que Portezuelo era un límite en la negociación y que no quería ceder”.

Coirco.
Días atrás, en la última reunión del Comité Interjurisdiccional del Río Colorado (Coirco) todas las provincias que lo integran, no solo La Pampa, le reclamaron a Mendoza que deje por escrito que el proyecto de represa hidroeléctrica Portezuelo del Viento no esconde “bajo el poncho” el trasvase de caudales desde el río Grande al río Atuel.

Es que las provincias quieren algo más que las palabras de un representante alterno en el comité de cuenca. Porque mientras en Coirco, Mendoza niega esa relación, el gobernador Alfredo Cornejo sigue haciendo campaña con el trasvase y ante la Corte Suprema de Justicia presentó documentación que dice que la solución al conflicto con La Pampa por el río Atuel es la concreción de esta obra.

La reunión ordinaria de ayer del comité técnico del Coirco tuvo lugar en la sede porteña del Consejo Hídrico Federal y tuvo un trámite extenso. Comenzó a las 10 y terminó cerca de las 16. Portezuelo del Viento fue el tema sobresaliente de la reunión. La representación pampeana estuvo encabezada por el procurador Hernán Pérez Araujo y el secretario de Recursos Hídricos, Javier Schlegel, a quienes acompañaron entre otros el ingeniero Santiago Reyna, un especialista en temas de generación hidroeléctrica de la Universidad Nacional de Córdoba, quien expuso su análisis sobre la producción energética que tendrá la represa de acuerdo al estado actual del proyecto.

Costos.
El procurador general de la provincia, Hernán Pérez Araujo, dijo que se demostró que la producción energética de Portezuelo del Viento estará, en su mejor condición, en 70 megavatios, apenas una tercera parte de los 210 megavatios que se dice.
“Ellos hablan de unos costos grandiosos -el presupuesto actual de la represa y sus obras complementarias es de 1.000 millones de dólares- y unos beneficios escasos; entonces ¿dónde está el beneficio de una obra fastuosa que vamos a pagar todos los argentinos?”, planteó el procurador. La pregunta ahora es qué privado estará dispuesto a realizar esa inversión dentro del programa PPP.
En ese escenario de la reunión de Coirco, en tanto, reapareció el fantasma del trasvase de caudales desde el río Grande, cauce sobre el cual se quiere construir Portezuelo, hasta el río Atuel, una posibilidad que Mendoza dice que no está en los planes inmediatos.

“Es una buena noticia”
Para el ministro de Infraestructura de Mendoza, Martín Kerchner, sostuvo que “no hay ningún inconveniente en el caso de que llegue a ser así” al ser consultado por la inclusión de la represa Portezuelo del Viento en el programa Participación Público Privada que impulsa el gobierno nacional.
“Es una alternativa el proceso de PPP a los efectos de cómo se paga la obra, no hay ningún inconveniente en el caso de que llegue a ser así”, aseguró Kerchner tras un acto oficial de entrega de viviendas en la localidad mendocina de San Martín.
“Pasar a PPP no significa que la obra no se haga, menciona cómo se va a pagar. Es una buena noticia porque ya se está explorando las formas de pago de la obra”, agregó el ministro.
Kerchner informó que el gobernador Alfredo Cornejo ya firmó el decreto que exigía la Nación para expropiar terrenos en la zona donde se construirá la megarepresa, en el sur provincial. “Acabamos de terminar con la documentación técnica formal. Se está trabajando en conjunto para terminar con los pliegos técnicos”, explicó el funcionario.
Finalmente reiteró que “estamos avanzando firme con esa gran obra, no hay ninguna mala noticia. Todo lo contrario. Se está pasando a la etapa de pensar cómo va a ser la forma de pedirle al proveedor el financiamiento y la PPP es una alternativa”.

Un “delirio inconfesado”
“Esta es una victoria pírrica para la provincia vecina en el marco de una situación económico-financiera que, desde La Pampa, venimos anticipando hace tiempo. Siempre hemos sostenido la idea que concretar una obra de estas características, presupuestada en 1.200 millones de dólares, en los tiempos que corren y con escasos beneficios, era un disparate”, reflexionó ayer el procurador general de Rentas, Hernán Pérez Araujo.
“La obra no generará beneficios, salvo que, como sospechamos, detrás de esto venga encubierto el inconfesado delirio mendocino que representa el trasvase del río Grande al río Atuel”, añadió el

La entrada El FMI vetó Portezuelo y Macri desistió de financiarla se publicó primero en Catriel25Noticias.com.