Juegos Olímpicos: Una postergación sin precedentes

0
12
Poner PLAY y escuchar FM ALAS 95.1

Más allá del desorden logístico que genera un cambio de fecha y los millones invertidos, suspender o posponer un Juego Olímpico es algo inusual en la historia de estos eventos.

El aplazamiento de Tokio 2020 a 2021 por la pandemia de coronavirus no tiene precedentes en cuanto a sus características.

Solo tres veces en 124 años un JJ. OO. no se realizó en los tiempos estipulados. En todas esas ocasiones se debió a una Guerra Mundial.

Desde el comienzo de la era moderna de los Juegos, en Atenas 1896, las citas cada cuatro años fueron únicamente suspendidas en contextos bélicos de esa magnitud.

En 1916, Berlín se vio forzado a cancelar por la Primera Guerra Mundial. La Sesión del Comité Olímpico Internacional había elegido a la ciudad alemana en 1912. En 1914, la Gran Guerra alteró los planes.

Berlín volvería a tener su chance en 1936, en uno de los más controversiales. La Alemania nazi era mirada de reojo pero, los grandes conflictos se desatarían años después.

El atleta afroamericano Jesse Owens, con sus cuatro medallas, empañaron el mensaje de la supuesta superioridad racial aria que el Adolf Hitler quería demostrar.

La Segunda Guerra Mundial empezó en 1939 y por esa razón se suspendieron los juegos de 1940 en Helsinki. Finlandia pudo ser sede en 1952. Apenas unos meses antes de la guerra, se había optado por Londres para 1944.

La paz llegó en 1945 y la capital inglesa tuvo su oportunidad finalmente en 1948. Es el único antecedente de postergación previo al actual de Tokio.

Los integrantes del COI siempre intentaron respetar las fechas estipuladas a pesar de la coyuntura.

Es por eso que, mientras todos los eventos deportivos de este año sufrían modificaciones de agenda, en el COI se aferraron a la chance de mantener su programación hasta que fue inevitable.

En varias oportunidades se intentaron boicots y se presentaron duros escenarios pero, exceptuando las Guerras, el show siempre continúo.

La pandemia de la llamada “gripe española” mató a 50 millones de personas y su pico máximo fue en 1918. Fue dos años después y eso no impidió que en 1920 los juegos se disputen con normalidad en Amberes, Bélgica.

El SARS (siglas en inglés de Síndrome de Respiración Aguda Grave), solo tuvo casos en gran cantidad en China entre 2002 y 2003. Los Juegos de Atenas 2004 no corrieron peligro.

El virus del Zika (también conocido como Fiebre del Zika) tampoco impidió la realización de los Juegos de Río 2016, a pesar de su propagación en Brasil a partir de 2015.

En épocas de Guerra Fría, dos grandes boicots pusieron en jaque a los Juegos de Moscú 1980 y Los Ángeles 1984. La Unión Soviética y Estados Unidos, principales adversarios de aquel conflicto, intentaron boicotearse mutuamente.

En 1980, 81 países se bajaron de la cita en Moscú mientras que cuatro años después fueron 15 los que decidieron no participar. Aunque las disputas geopolíticas impactaron en la competencia, no alcanzaron a suspenderlas por completo.

Munich 1972, el ejemplo de seguir ‘‘como sea’’

juegos olimpicos una postergacion sin precedentes

La peor tragedia en el marco de un Juego Olímpico se dio en Munich 1972 con el asesinato de once miembros del equipo olímpico israelí, entre atletas y entrenadores.

En la madrugada del 5 de septiembre, un grupo de ocho terroristas palestinos de la agrupación ‘‘Septiembre Negro’’ ingresaron en la villa olímpica vestidos con ropa deportiva.

Primero mataron a dos atletas que intentaron defenderse y, finalmente, tomaron de rehenes a otros nueve. Ya en contacto con la policía local, los terroristas pidieron la liberación de 236 presos en cárceles israelíes.

Las negociaciones con el gobierno de Israel fracasaron al igual que el operativo de rescate. Todos los rehenes fueron asesinados, como también cinco de los ocho terroristas. Los tres restantes quedaron detenidos.

Para sorpresa de todo el mundo, el COI decidió continuar con los Juegos de forma normal. Las actividades apenas se suspendieron el día 5 de septiembre.

(Rio Negro)

hay-equipo-nov-2019